"Las Malvinas Son Argentinas: 40 años"
"2021: Año del 45 aniversario del Golpe de Estado Genocida Cívico-Militar, por Memoria, Verdad y Justicia"
"2020: 65 años del Nacimiento de la Provincia del Neuquén"

Sbado 03 de Diciembre del 2022

   
   
  
   

Pena de 21 años de prisión para condenado por abusos sexuales

 

10-03-2020

 

Neuquén- Un hombre al que en diciembre del año pasado declaró culpable un jurado popular por distintos abusos sexuales,  fue condenado ayer a 21 años de prisión de cumplimiento efectivo. Ocurrió en Zapala, tras la audiencia de determinación de la pena que se desarrolló en esa ciudad y en la que la fiscal jefa Sandra González Taboada, había solicitado 25 años de prisión.

 

Por unanimidad y tras cuatro jornadas de juicio, el 13 de diciembre de 2019 el jurado popular decidió que J.C.J era responsable por los delitos de abuso sexual simple, continuado, por 8 años, entre el verano de 2005 y enero de 2013; abuso sexual simple, un solo hecho, entre marzo y abril de 2015; abuso sexual con acceso carnal con victima menor de 13 años, un hecho, durante el verano de 2005; y abuso sexual con acceso carnal en perjuicio de una víctima menor de 13 años, un hecho, entre junio de 2014 y junio de 2015. Según el veredicto del jurado y tal como lo solicitó la fiscalía, los delitos están doblemente agravados por el vínculo y por el aprovechamiento de la convivencia preexistente con la víctima menor de 18 años.

 

La teoría del caso de la fiscalía fue que los hechos ocurrieron en diversos momentos entre 2005 y 2015, en viviendas ubicadas en una localidad cercana a Zapala que el grupo familiar compartía; y en otra ocasión en un vehículo durante un viaje.

 

Durante la audiencia desarrollada ayer, la fiscal jefa Sandra González Taboada resaltó que hay “tres víctimas, tres mujeres, tres niñas al momento de los hechos; que están especialmente protegidas por normativas nacional, provincial y supranacional; normativas y tratados”.  Por esa razón solicitó la pena de 25 años de prisión efectiva, mientras que la querella institucional, en representación de una de las víctimas, pidió 18 años. La defensa optó por el mínimo previsto en la escala penal y requirió ocho años.

 

Tras escuchar a las partes, la jueza de garantías que dirigió el debate ordenó el mantenimiento de la medida cautelar de prohibición de acercamiento a las víctimas hasta tanto la resolución sea confirmada, pidió que se comunique a la sentencia a la jueza de ejecución de la pena e impuso 21 años de prisión de efectivo cumplimiento.